13/6/17

El expresidente panameño Ricardo Martinelli es detenido en EE UU

http://www.panamaamerica.com.pa/sites/default/files/imagenes/2016/09/28/17849480.jpgInstalado en Miami (EE UU) desde enero de 2015 y reclamado por la justicia de su país por cargos de corrupción y espionaje político, Ricardo Martinelli, expresidente de Panamá de 2009 a 2014, ha sido detenido este lunes por la tarde cuando salía de su casa en la ciudad residencial de Coral Gables (Miami metropolitano) y será presentado este martes ante un juez para una audiencia de extradición. Por el momento se desconocen los cargos que se le imputan. En abril Interpol había emitido a petición de la justicia panameña una orden internacional de arresto contra él.

Martinelli, un empresario que hizo fortuna con una cadena de supermercados y que dirigió su país durante una fase de fuerte crecimiento y multimillonarias inversiones en infraestructuras, abandonó Panamá ya con la justicia pisándole los talones con una investigación abierta en la Suprema Corte por un supuesto desfalco de 45 millones de dólares de un programa de alimentación escolar. En septiembre pasado su país pidió a EE UU que lo extraditase para ser juzgado y Martinelli reaccionó paralizando el proceso con recursos. En diciembre de 2015 la Suprema Corte había añadido a las cuentas pendientes del expresidente la acusación de hacer montado un entramado costeado con fondos públicos para espiar a unos 150 oponente políticos. En total en Panamá existen ya alrededor de una decena de causas abiertas contra él, todas vinculadas a supuestas corruptelas. Interpol también ha emitido órdenes de detención contra dos hijos del expresidente por su supuesta vinculación con el caso de los sobornos de la constructora brasileña Odebrecht.

La abogada del fugitivo, su exministra de Trabajo Alma Cortes, ha afirmado a la agencia EFE que el expresidente está tramitando una fianza para su excarcelación. Rodrigo Sarasqueta, un dirigente del partido de Martinelli, Cambio Democrático (CD), ha escrito en Twitter: "No se alarmen, Ricardo Martinelli está bien. Pronto, luego de breve procedimiento legal, será puesto en libertad".

El pasado 10 de mayo se pospuso en Panamá una audiencia prevista para imputar cargos a Martinelli porque el acusado no se presentó. Fue programada de nuevo para el 14 de junio, pasado mañana. Medios locales de Panamá han informado de que en los últimos días Ricardo Martinelli había presentado una solicitud de asilo político en EE UU que le fue denegada, aunque sus abogados afirman que eso es "falso". El expresidente ha reiterado desde que salió de su país que es objeto de una persecución política por parte de su antiguo vicepresidente y actual presidente Juan Carlos Varela

http://internacional.elpais.com/internacional/2017/06/13/america/1497317213_180291.html

Panamá: FAD, recuperamos el instrumento político electoral del pueblo

http://kaosenlared.net/wp-content/uploads/2017/06/banderaroja-1024x742.jpgHace poco más de tres años todo era oscuridad.  El primer partido de carácter popular que logró su inscripción en la mal llamada era democrática después de la invasión, no lograba subsistir.  Con solo seis meses de haberse constituido se enfrentó en unas elecciones a poderosas maquinarias de fracciones del poder económico que contaron con inmensos recursos del estado.  Solo del PAN los diputados obtuvieron 420 millones de dólares y sobre su uso nunca rindieron cuentas de un solo centavo, caso que el Contralor encubridor dejó prescribir.

Pero no solo fue eso, se ha comprobado que cuantiosos recursos fluyeron de sobornos y coimas de distintas fuentes, entre ellas Odebrecht, y que además el narcotráfico sigue penetrando a los partidos tradicionales como reconoció el mismo Presidente de la República.  Hablamos de la narco política en Panamá.

Fue la campaña más clientelistas de la historia y una de las más fraudulentas y viciadas. El Tribunal Electoral demoró siete meses en declarar oficialmente cerrado el torneo, por elecciones que debieron realizarse nuevamente en algunas cincunscripciones dadas las irregularidades cometidas, mismas que se repitieron.  Nunca se sabrá a cabalidad cuántos recursos se invirtieron, en una campaña monstruosa de publicidad engañosa, de encuestas falsas, de manipulación descarada de la opinión pública.  En tales circunstancias el FAD no logró subsistir y no faltaron quienes nos proscribieron para siempre.

Sin amilanarnos arrancamos el proceso de debate y consultas con los compañeros a nivel nacional abordado de forma autocrítica, reconociendo errores y potenciando aciertos.  Convencidos de que la única derrota es rendirse, decidimos reinscribir el partido y en el primer año reunimos más de 58 mil firmas que en su totalidad el Tribunal Electoral no nos reconoció.

El FAD demostraba así que era capaz de inscribirse nuevamente y alcanzar un número de adherentes mucho mayor que el que se nos exigió en el primer esfuerzo.   La partidocracia y su establishment lo entendieron así e impulsaron unas reformas electorales todavía más antidemocráticas y excluyentes.  Bajaron el porcentaje de adherentes del 4% al 2% (reivindicación que habíamos planeado con anterioridad), pero no para favorecer al FAD sino a sectores que ahora buscan constituirse en partido, pero que muy poco se diferencian de esos partidos tradicionales a los cuales buscan adherirse en alianza.

Ahora el FAD, en esas condiciones, está en capacidad de inscribir no solo uno sino dos partidos si se lo propusiere, pero las cúpulas de los partidos tradicionales además aprobaron reformas electorales que le abren aún más la puertas al dinero proveniente del narcotráfico, del soborno, de la coima y de recursos del estado.  Estamos hablando de cerca de 600 millones de dólares, siendo Panamá el país que más gasta en elecciones, al menos en la región.

En medios de tantas necesidades del pueblo, los partidos tradicionales han dispuesto repartirse para ellos el 96% de los 100 millones que se destinarán para el financiamiento público, del cual supuestamente y de forma exclusiva se financiará la publicidad electoral.  Insistimos en nuestra propuesta de cero financiamiento privado y financiamiento público no onerosos para el pueblo.

Estas reformas son tan desiguales que, por ejemplo, si el FAD lograra colocar una sola cuña en TV, usted verá 96 cuñas de los partidos tradicionales, que ideológica y políticamente son lo mismo. ¡Una cuña del FAD por 96 cuñas del resto de los partidos! ¿A eso le llaman democracia?

Además, cómo hemos advertido, estas reformas son violatorias de la Constitución Política que en su artículo 141 establece claramente que: “El Estado podrá fiscalizar y contribuir a los gastos en que incurran las personas naturales y los partidos políticos en los procesos electorales.   La ley determinará y reglamentará dichas fiscalizaciones y contribuciones, asegurando la igualdad de erogaciones de todo partido o candidato.”

El FAD procederá en consecuencia a interponer recurso de inconstitucionalidad en aquellos aspectos de las reformas electorales que consideramos nocivos para el desarrollo de un proceso electoral realmente democrático, participativo e igualitario.  Valga decir que estas reformas son tan absurdas, confusas y ambiguas que los propios magistrados del Tribunal Electoral han expresado su intención de presentar nuevas modificaciones para así enderezar de alguna manera este entuerto.

Hoy, logrando superar con creces la nueva cuota exigida, el Frente Amplio por la Democracia (FAD), que en un período y medio de libros estacionarios logró inscribir más de 72 mil panameños, anuncia que solicitará al Tribunal Electoral la certificación de nuestra cifra de inscritos y el cierre de los libros para poder iniciar el proceso de estructuración territorial y de organización de su Congreso Constitutivo a la mayor brevedad posible.
Anunciamos al pueblo que luego de los ingentes esfuerzos de nuestros equipos de trabajo, hemos logrado recuperar el instrumento político electoral, desafiando el cerco informativo y las campañas y situaciones adversas.

Nos preparamos para proponerle al pueblo, desde sus entrañas, una oferta electoral distinta a los ya desgastados partidos tradicionales y a sus fórmulas enmascaradas de “independientes”.

Las puertas del FAD están abiertas a todo luchador social, a los hombres y mujeres honestos y de convicciones democráticas profundas, a la juventud olvidada, a los pobres y excluidos de esta tierra, que anhelan construir una sociedad verdaderamente humana, una patria para todos.

Daremos nuevamente la batalla en el plano electoral a los sectores y grupos dominantes que han conducido a las instituciones del Estado a los impresionantes grados de descomposición en que hoy se encuentran y que han hecho de los gobiernos una fuente de enriquecimiento de sus cúpulas corruptas.

Lo haremos inspirados en el grito de guerra del General invicto, Victoriano Lorenzo, “La Pelea es Peleando”.

¡RENACE LA ESPERANZA!

7/6/17

Panamá: ¿Qué pasa en este país?

http://kaosenlared.net/wp-content/uploads/2017/06/esperando.jpgLa coyuntura nacional está marcada por los acuerdos de los sectores de poder económico encaminados a garantizar que no estén todos los que deberían estar siendo investigados, juzgados y condenados. Es decir, se mantienen los pactos de impunidad. Mientras que en otros países salen con claridad los involucrados (personajes y empresas) en el caso de Odebrecht, en Panamá no pasa nada, más allá de shows mediáticos.

Otro elemento es la continuidad de la entrega de los recursos y espacios territoriales. Un insulto a nuestra soberanía la acción de los diputados. ¿Sabías que el 28 de abril de 2017 será conocido como el Día de la Entrega? Se creó el distrito minero, el cual lleva el nombre de Omar Torrijos, un distrito especial que cede derechos soberanos a la transnacional minera; es decir, se constituye en un enclave colonial. En 1997 el Contrato-Ley 9 le permite a Minera Panamá la explotación de depósitos minerales sin tener que pagar un solo centavo a Panamá, estos beneficios son extendidos con la Ley 374 de 28 de abril de 2017 que perfecciona la entrega de la soberanía y permite la constitución de la minera en otro estado dentro del territorio nacional.

La mora quirúrgica también acaparó la coyuntura. Recordar que, en enero de 2010, a solo siete meses del Gobierno Martinelli-Varela, suspendieron la Operación Milagro, proyecto solidario concebido por Fidel Castro y Hugo Chávez para devolverle la vista a millones de latinoamericanos. Desde que la operación inició en 2005 en Panamá, los médicos cubanos atendieron a más de 50 mil pacientes sin que significara gastos para el Estado panameño. Por mezquinas razones ideológicas e influidos por mercaderes de la medicina que ven en la salud una mercancía, los médicos cubanos fueron prácticamente expulsados. El ministro de Salud de aquél entonces, Franklin Vergara, señaló que la Operación Milagro sería sustituida por el Programa Visión 20-20 y que se daría seguimiento al trabajo de los médicos cubanos, una total falacia. Hoy, en razón de la improvisada y emocional decisión del presidente Varela, motivada por las denuncias del uso de las partidas discrecionales, de ‘acabar con la mora quirúrgica’, nos enteramos de que casi una tercera parte de las cirugías que se han venido acumulando son de oftalmología. En cinco años los médicos cubanos atendieron a 50 mil panameños y en siete años (Gobiernos de Martinelli y Varela) dejaron de atender a cinco mil panameños, negándoles la posibilidad de visión.

En la coyuntura, la sanción de la ley de Reformas Electorales, mejor conocida como ‘sacaplata’. Son 600 millones de dólares que se le entregarán a la partidocracia para seguir con el clientelismo político. La ley, sancionada en su integridad, es inequitativa y discriminatoria. Un sector beneficiado con la ley son los propietarios de los medios de comunicación social.

En el escenario también estuvo el proyecto privatizador del agua. Movilizaciones del sector trabajador pusieron en alerta a la población, el mismo violentaba los derechos de los trabajadores, establecía el agua como una mercancía y no derecho, planteaba los mecanismos para aumentar las tarifas, los mecanismos de externalización (privatización). Si bien el proyecto ley 396, que presentó el diputado Juan Carlos Arango (Partido Popular), fue retirado, no menos cierto es que las intenciones privatizadoras se mantienen, asesoradas por consultores del BID.

Después del atraso de las cifras oficiales, el Gobierno presenta tasas de crecimiento del 6.2 % para el primer trimestre, con lo cual pretende vender la idea de una situación positiva de la economía nacional, a pesar del deterioro de las condiciones de vida que enfrenta la mayoría de los panameños. En el escenario sigue el decrecimiento del sector agropecuario, ante una política que favorece la importación de alimentos, tal como denuncian los productores (Ver protesta de arroceros, lecheros y cebolleros).
En la coyuntura sobresalió el accionar del movimiento social en las calles. Significativas las acciones de educadores, trabajadores del Idaan, pilotos de COPA, Suntracs-Frenadeso, pobladores campesinos y comunitarios, productores, todos exigiendo el respeto a sus derechos humanos y la atención a sus problemas sociales.

Genaro López
SECRETARIO GENERAL DE CONUSI-FRENADESO.